Irán ha aumentado dramáticamente su producción de uranio enriquecido en los últimos meses, al tiempo que se niega a cooperar con los inspectores.

Los inspectores del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) señalan que su capacidad para evaluar la actividad nuclear de Irán está “seriamente socavada” porque Teherán impide el acceso al equipo de monitorización.

Por qué es preocupante: En abierta contravención con el acuerdo de 2015 entre Irán y poderes mundiales cuyo objetivo era contener el programa nuclear, la república islámica ha cuadruplicado sus existencias de uranio enriquecido en un 60%, según informóla OIEA.

La OIEA estimó que desde el pasado mayo aumentó 7.6 kilos de material 60% fisionable y que su arsenal de uranio enriquecido al 20% se estima ahora en 84.3 kilos (hace tres meses contaba con 62.8 kilos).

Se estima que el total de uranio que posee Irán está en los 2.441.3 kilos.

Solo se le permite a Irán acumular 202.8 kilos de uranio bajo el Plan Comprehensivo de Acción o JCPOA, por sus siglas en inglés, que promete incentivos económicos a cambio de límites en el programa nuclear y está concebido para evitar que Teherán desarrolle una bomba atómica.

La OIEA, basado en Viena, comunicó que la falta de transparencia iraní va a continuar “a menos que la situación se rectifique por parte de Irán de modo inmediato”.

Equipo de monitorización destruido: Se quejó de que el equipo de vigilancia no puede permanecer sin revisión, ya que una cámara de vigilancia fue destruida y otra gravemente dañada. 

EEUU se retiró unilateralmente del pacto nuclear en 2018, bajo el gobierno del expresidente Donald Trump, sin embargo, Gran Bretaña, Francia, Alemania, China y Rusia han intentado preservar el acuerdo.

La estrategia de Irán de violar abiertamente el pacto se interpreta como un intento de presionar, particularmente a Europa, para que les provea de incentivos que les ayuden a superar el sofoco provocado por la reimposición de sanciones por parte de EEUU.

El peligro: un régimen islámico radical nuclear: El actual presidente, Joe Biden, ha dicho que está abierto a la posibilidad de reincorporarse al pacto. Las últimas conversaciones en Viena el pasado mes de junio terminaron sin conclusiones claras.

Israel sostiene que Irán está tratando de desarrollar armas nucleares. El exprimer ministro Benjamin Netanyahu se oponía al pacto nuclear por considerarlo un modo de ayudar a Irán a lograr su propósito.

El pasado mes Biden se reunión con el actual primer ministro israelí, Naftali Bennett, quien le advirtió de la “pesadilla” que será un régimen islámico radical con armas nucleares. Biden dijo públicamente que su país “nunca” permitiría que eso sucediera.

Mientras, Israel ha acelerado sus preparativos para entrar en acción contra el programa nuclear iraní, según ha señalado el jefe del Estado mayor, Aviv Kohavi.

About Author

John Didier Rodriguez Marin

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Hola En que podemos ayudarte